Erase una vez una historia de ... horror !!

Revisando el calendario... caí en cuenta que hoy precisamente hace 4 años finalicé una historia que mas que cuento de hadas.. terminó siendo un cuento de horror.

Ya habia contado algo de esta historia en un post de la semana pasada.

Como ya lo habia dicho. El fue mi amor de adolescente. Mi primer amor, mi primer novio. Todo marchaba de maravilla, todo era como un cuento de hadas.

Luego a los años, nos comprometimos a casarnos... fue algo si pensar, solo me lo propuso y yo dije si. Ni sabiamos como ibamos a vivir... solo importaba seguir el sueño sin siquiera pensar con la cabeza bien puesta.

Para ese entonces yo ya tenia unos 20 años. Pasaron los meses y cada vez esa decision iba pensando en mi corazon. Yo sabia que debia sentarme a pensar bien. Lo hice y llegué a la conclusion que no estaba preparada para una responsabilidad como un matrimonio.

Asi que decidi terminar el compromiso.

Pasaron algunos años, y como siempre.... volví a caer en el circulo vicioso.
No se cuantas veces terminé con el y luego volvía. Era como si no pudiera vivir lejos de él.

Una de las ultimas veces que volvimos (imaginense cuantas veces puede una pareja de chiquillos inexpertos terminar y volver en el termino de 14 años...) pues pensé que las cosas funcionaban de maravilla. Yo ya me sentía mas madura, el tambien. Ya era una relacion "normal". Teniamos ya un año de ser novio.

Un dia... por esas cosas de la vida... en vez de llamarlo al trabajo, lo llamé a la casa.

- Aló, se encuentra "...."?
- No- me responde una voz femenina un poco incómoda
- Con quien tengo el gusto? - Pregunto yo pensando que tal vez era la novia del compañero de apartamento
- Con la novia de el y madre de su futuro hijo- me responde en un tono ya molesto e impertinente

(Silencio..... )
Traté de indagar a cerca de esta segunda pareja de mi novio. Tenian 6 meses de ser "novios" (como dije antes, yo tenia 1 año con el), y ella tenia 3 meses de embarazo.

Miles de cosas pasaron por mi mente. Até cabos sueltos que siempre rondaron por mi cabeza y a los cuales yo no quise darles importancia... o quise hacerme la de la vista gorda.

Para resumir un poco la historia, él inventó una y mil cuentos, a los cuales obviamente yo seria muy tonta si los creyera.
Despues de varias semanas de peleas y continuos descubrimientos de sus mentiras, decidí terminar de una vez por todas. Ya seria el fin definitivo.

Escribí una carta, metí en una bolsa tarjetas, algunos recuerdos. Llamé a un amigo, le dije que me acompañara a hacer una diligencia. Llegamos a donde mi novio trabajaba. Mi amigo se quedó afuera y yo subí al segundo piso. sin decir una sola palabra, le entregue la bolsa con todas las cosas que el me habia regalado junto con la carta. Di la vuelta y salí.

Mientras bajaba los escalones, las lágrimas iban saliendo de mis ojos pero extrañamente no me sentia mal. Sentía que de mis manos se iban cayendo unas cadenas pesadas.

Cuando llegué hasta donde estaba mi amigo, el se asustó todo al verme asi, pero le dije que estaba bien. Pobre... nunca entendió lo que me pasaba. A medida que ibamos caminando lejos de ese lugar me iba sintiendo tan libre...

Al fin pude sentir como en verdad extendia las alas y podia volar.
Esa relación me habia mantenido tan atada que no habia podido sentir que podia volar por mi misma.

Ya no me hacia falta el para respirar... me di cuenta que yo respiraba por mi misma, que nunca lo habia necesitado.
Ya no me hacia falta para vivir... la vida seguía, estuviera él a mi lado o no.

Algo curioso... el 15 de setiembre se celebra en mi país el dia de la Independencia.
Ese 10 de setiembre del 2003 celebré por primera vez mi independencia emocional!!!

Me independicé de una historia de horror.

9 dejaron su huella:

Lourdes dijo...

Sabes.. mi historia de terror es más o menos parecida... estuvimos juntos un año... estabamos lejos pero nos veíamos muy seguido.. el viajaba casi todos los fines de semana a donde yo estaba o entre semana... por lo que no dudaba de él pero seis meses después de que empezamos a andar, él comenzó una nueva relación... pero según yo lo nuestro iba muy bien.. también se había hablado de matrimonio y pensé que pronto me lo iba a pedir.. pero precisamente un día cómo hoy 11 de septiembre.. entre que se caían las torres gemelas... recibí una llamada de él.. para decirme que terminábamos, que estaba enamorado de otra y que esa otra había descubierto que yo existía y que quería que YO la llamara a ella para decirle que entre él y yo no había nada... así tal cual!.. te imaginas... en fin.. en ese momento yo sí me sentí muy mal porque si lo quería... pero no dudé en dejarlo atrás ni un segundo pues inventó un mar de mentiras que ni para qué te cuento... después me enteré que se casaron y luego ella me buscó porque él la engaño y se fue con otra... que joyita verdad?.. en fin.. cosas de la vida que nos hacen madurar y ver las cosas desde otra perspectiva.... esa es mi historia de terror.

G.Ruiz dijo...

Que historia, sabes alguien me dijo que un Noviazgo debe de ser de bendicion y no una pesada carga que si este se convertia en lo segundo era mejor soltarse para no caer y lastimarse, bien por ti por lograr volar y respirar.
saludos

Mini2008... dijo...

viva la independencia emocional!!!, sabes siempre he pensado que por algo pasan las cosas, después de tanto tiempo venir a saber algo así, es solo una suerte del destino y obviamente obra de dios, no era para ti, no merecías eso... creo que es la mejor liberación que alguien pueda tener, si bien el orgullo se ha dañado un poco, es lo de menos, pues te has librado de un mentiroso y poco hombre... bien por ti, felicidades...cariños

claudia dijo...

valiente, hermana!!!
te felicito!!

de verdad, no lo digo bromeando, vos sabés cuantas mujeres se enteran de cosas asi, y no pueden cortar, y siguen atadas a un hombre asi??

sos una gran mujer

besotes!!

pd, cada vez tengo una lista más larga de amigos, eso sumado a la mala y p**** conexión de internet, hace que tarde en visitar a todos, pero aqui estoooooooy!!!!
abrazo!

Carolin dijo...

Que bien Heidy! el sabor de la libertad es tan delicioso que me alegro que hoy cuentes esta historia con tanta seguridad pero sobre todo demostrando que ya todo quedo en el pasado y ha sido superado.

Monikyna dijo...

Definitivamente algunos hombres son como cortados con la misma tijera..

Pero tambien, está el hombre idóneo para nosotros, el perfecto, el que Dios nos tiene listo para entregarnos siempre y cuando solo confiemos en el.

Cada vez que me entero de una historia como esta, viene a mi memoria una frase que aprendí hace un tiempo:

"NO hay que preocuparse por nada, lo mejor, está por venir!!"

Saludos y gracias por tus comentarios!

delfin en libertad dijo...

Qe bién por vos Heidy que tuviste las agallas, el coraje y la valentía de decir un Hasta aquí!! y seguir tu camino para darte cuenta que puedes vivir muchas experiencias con otros objetivos. Muy bién.

Carolina dijo...

Hola!!! Yo también soy de CR pero vivo en Birmingham Alabama, no sé como llegue a tu blog pero acá estoy, le leo desde hace unos días, pero como tengo un bebo de 8 meses entenderas que paso bastante ocupada y no había tenido la oportunidad de comentar. Me identifique mucho con este post porque yo desde los 15 hasta los 21 años vive una relación de horror no de amor y me costo un mundo salir de ella, afortunadamente eso termino y desde hace muchos años me encuentro felíz y casada con el mejor de los esposos.

Así que bueno, felicidades por esa libertad que conseguiste al tener el valor de romper esas cadenas, por lo que leo tienes ya varios años de estar muy felíz con tu novio... felicidades por eso también.

Saludos

Carolina Camacho
www.latiti.wordpress.com

El Heroe dijo...

Que duro!

Cómo pueden existir personas que por vivir su doble vida, no se dan cuenta que hacen un daño enorme a su alrededor. Liberarse es redescubrirse, es aprender a amarse. El Llanto nos ayuda a lavar el alma, un alma manchada por la decepción y el dolor...y auqnue nos cuesta, no podemos quedarnos llorando por el pasado que quedo atrás, debemos luchar por el presente que está ante nuestros ojos. Tu historia es muy diferente a la mia, pero tiene algo en comun: Liberarse de algo que se habia vuelto adictivo y que al fin y al cabo solo estaba destinado al fracaso. Es mejor llorar un adios que no sufrir por la presencia de alguien que no valora tus sentimientos.