Cuando un niño me robó el corazón



Fue hace mas de 5 años.
Yo asistía a un grupo de jóvenes que nos reuníamos a compartir un poco, además de recibir consejo y estudiar la Biblia. Muchos de los chicos que asistían, tenían problemas ya sea de drogas, alcohol o con sus padres. La mayoría de chicos de 16 a 22 años Planificamos una actividad en un orfanato en una ciudad cercana.

Siempre había querido ir a un lugar así, siempre he tenido el deseo de adoptar a un niño y esta idea me pareció demasiado buena.

El día de la actividad llegó, muchos iban con cierta apatía.

Cuando llegamos al lugar, nos encontramos con un montón de niños y adolescentes de distintas edades, muchas caritas inocentes, llenas de miedo, ojitos que clamaban por un poco de amor.

Nos dividimos en varios grupos de trabajo. Me tocó el área del sonido (jajaja como DJ) ya que teníamos algunas pistas que poner para algunos juegos que se le iban a hacer a los niños.

De pronto una carita algo curiosa se asomó entre los grandes parlantes del equipo que llevábamos. Un niño de al menos unos 5 años. Se me quedó viendo, lo llamé y se quedó con a cierta distancia viendo todos mis movimientos, no quería estar con los otros niños. Poco a poco su curiosidad pudo más que su recelo y se fue acercando. Su voz tímida pronunció por primera vez unas palabras para mi: “me llamo Diego”. Luego ya no quería separarse de mí. Paso que yo daba, pasito que él también daba. Fue “mi ayudante de DJ”

Pasadas algunas horas, no reunimos todos en un salón amplio para hacer con ellos unas coreografías que ya habíamos ensayado previamente. Miré a mi alrededor y me sorprendió lo que vi.

Aquellos muchachos apáticos que iban con nuestro grupo, sin ganas de participar, estaban rodeados de niños, todos riendo. Había un muchacho muy alto, él era el más perezoso, tenía en sus hombros a un niño, en su espalda a otro y dos mas colgándose de sus piernas, y habían como 3 mas gritando por que querían subirse a ese “King Kong”. El muchacho no paraba de reír, que diferente se veía su rostro!!

Las muchachillas que iban con nosotros, de esas que juegan que ya son muy grandes y muy glamorosas, se habían recogido sus cabellos, y estaban tiradas en el suelo jugando con niños.

Lástima que en ese tiempo no tenía mi cámara, por que esas imágenes eran dignas de ser inmortalizadas.

La hora de repartir los regalos fue demasiado linda, me llegó al corazón. Ver esos ojitos brillar de la emoción al recibir sus paquetes. “uuuuy que chiva (que bonito)”, “veaaa esta bolaa, ahora voy a jugar como Ronaldhino” “que lindaa muñeca”, “ya tengo ropa nueva” y miles de expresiones mas que le hubieran derretido el corazón al mas duro.

Un amigo, al verme jugando con Diego, se me acercó y me dijo al oído: “pero si parece que sos la madre, hasta el mismo color de piel y el color de ojos”. Volví a ver al niño, y era cierto, tenía el mismo color de ojos iguales a los míos: color miel.

Llegó la hora de irnos… Dios!!! Quería que mi salveque fuera tan grande como para meter a Dieguito en ella y llevármelo a la casa.

Fue una experiencia que me llenó tanto.

Y hoy me puse a pensar: Quien habrá dado más? Yo quien le dio a él un rato de risas y compañía, o él que me hizo ver el mundo a través de sus hermosos ojitos color miel llenos de inocencia y timidez, y a pesar que ya pasaron mas de 5 años, sigue estando presente en mi corazón?

Dieguito, donde quiera que estés, que Dios te cuide y te guarde,
Le pediré que a EL te dé buen hogar, donde tengas todo el amor que mereces y mas.
Y siempre daré gracias al Cielo, por haberte cruzado en mi camino, y así afirmar con mas
Fuerza el deseo de algún día poder adoptar un niño.


30 dejaron su huella:

Stema dijo...

Me encantó Heydi, y es vdd, esos niños le llenan a uno la vida de perspectivas diferentes. Hace unos años fui al hospital de niños a repartir regalitos en navidad, y uno de los chiquitos me agarró la mano, me jaló y me dio el abrazo + significativo q me hayan dado en mi vida. Cuando me acuerdo me da una cosa en el pecho, xq el me dio un abrazo y un gracias cm nadie...
Son de esas cosas q valen la pena...

andrés dijo...

Hace años unos amigos hicimos uan actividad similar, fuimos aun orfanato y nos pusimos a pintar, esculturas en arcilla, musica, cuentos... fue genial. Eran niñas que habian sido sexualmente abusadas y en el grupo ibamos varios hombres con la incertidumbre de como seriamos recibidos, xq uno nunca sabe...

La tarde fue genial, le recibimiento, las actividades... al final nos tenian preparada una sorpresa, nos cantaron una cancio de Roberto Carlos y en ese momento se me aflojo todo, se me vino el agua x los ojos y senti que habiamos ganado mas nosotros que ellas...

Te hubieras llevado a casa a Diego! :)

Bastago dijo...

A mi me gustaria participar en varas asi, pero como yo soy un vago del 3er tipo, siempre me sa pereza averiguar donde hay cosas de ese tipo.

Vieras que si me gustaria compartir con niños asi, me llevo muy bien con los niños pequeños, no se por que xD

gringotico dijo...

demaciado bueno el post,casi saco el violin imaginandome a Dieguito.

Que twanis saber que sos tan buena persona,ojala sigas asi. saludos!!

Terox dijo...

Qué historia! Los niños le pueden dar tanto a uno...

SarksTico dijo...

Juro q me hiciste aguar los ojos!!!
q lindo un abrazo sincero!!! una sonrisita!!!
:D

fuerza dijo...

Cuando iba a la iglesia me gustaba compartir con niños pequeños y al igual que tú me "enamoré" de un pequeñito que tenía 3 añitos y su carita de tristeza me mató! desde ese día fui a su casa conocí a sus padres.... que tenían 5 hijos mas, y lo apadriné, le compré ropa, lo saque a pasear, lo quise mucho y él me decía mamita, ahora mi niño tiene 20 años y a veces me escribe...yo le quiero como a un hijo! Luego tuve a los míos y rogué porque alguno se pareciera a él....Y sí, tengo a mi hijo Lukas que es su vivo retrato!....cosas de la vida, siempre lo he amado....Eso nunca se olvida.

Carolin dijo...

Que bella historia Heidy me hiciste recordar una experiencia parecida que tuve la oportunidad de vivir también con un niño en una visita a un hogar que alberga a niños que padecen de sida y fue maravillosa, también un niño llamado José se encariñó conmigo y yo con él y la despedida fue bastante emotiva. Al igual que a ti también me dieron deseos de llevármelo a casa jejeje. Pero es como dices es tan maravilloso dar, pero recibir es indudablemente una bendición y yo sentí que ambos habíamos ganados porque ambos mostramos iguales afectos.

Un abrazo manita.

Jorgelina dijo...

Hay!! que hermoso tu post,me hiciste lagrimear.
Un beso enorme

Achernar dijo...

Hola, Heidy:

Por acá, de visita. Te dejo unos enlaces donde encontrarás unas magníficas fotos, muchas fotos extraordinarias:

http://www.smashingmagazine.com/2008/04/28/really-stunning-pictures-and-photos/

http://yawoot.com/chan/wallpapers-1


http://www.quarterlife.com/qlife/photography

Voy a enlazar tu blog. Si quieres enlazas el mío, tal vez alguien desee leer sobre Astrología y Astronomía.

Astrosideral
http://astrosideral.blogspot.com/

gama dijo...

Los niños...esas cositas magicas, creadas para darnos cuenta que Dios existe. Heidy de verdad que me llego. Saludos vecina!!!

Ivana Carina dijo...

Ay Mujer!!!
Me mató este post!!
Lo tenía en el Reader hace días y hoy pude venir a leerlo bien tranquila....
Esos niños tan faltos de cariño, verdad??? A uno le dan ganas de llevárselos a todos....
Ojalá que tu Dieguito haya encontrado una familia que lo cuide y proteja...
Un beso Heidy!!!!

Alas de Mariposa dijo...

Son esas personas que tocan nuestro corazón las que hacen que nuestra vida sea una llena de propósito... Dios te bendiga!!!

*°·.¸¸.° Heidy °·.¸¸.°* dijo...

STEMA: Esos abrazos como llenan el alma,son abrazos tan sinceros

ANDRES: Creeme que si pudiera, me hubiera traido a Diego conmigo, pero vos sabes, la burocracia hace que esos trámites se vuelvan eternos

BASTAGO: Cuando se te presente la oportunidad, no la desaproveches. Es algo que marcará tu vida por siempre. Dando es como recibimos!!

GRINGOTICO: gracias por tus palabras.

TEROX: Muy ciertas tus palabras

SARKS: Aca tengo un panuelito ... :D

*°·.¸¸.° Heidy °·.¸¸.°* dijo...

FUERZA: Que maravillosa experiencia, debe ser tan bello apadrinar a un niño!

CAROLIN: Si,esas experiencias son tan gratificantes.

JORGELINA: Muchas gracias por tus palabras.

ACHERNAR: Gracias por la info.

GAMA: Si vecino, Dios hizo a esas cositas para darnos tanto y para que nosotros los cuidemos.

IVANA: Eso mismo espero yo, que ya haya encontrado un hogar amoroso.

ALAS: Exacto, ahí es donde uno descubre que nuestras vidas tienen un propósito.

andrés dijo...

Por supuesto que no te a van a poner facil... esa es la burrocracia de este apis y lo he dicho y lo repito, me encanta tu blog :)

Gigi German dijo...

Ay Dios mio, que cosita mas linda. :) Mi hijita me roba el corazón a diario. :)

Un besito.

Lena...en algun lugar del mundo dijo...

Que duro debe haber sido eso, esas situaciones donde sabes que no puedes cambiar mucho. Creo que tu aprendiste mas al conocerlo a el, y esperemos que haya podido tener una vida digna y con algo de amor.
Un saludo,

Freddy dijo...

Que historia tan bonita la de tu y ese nino. Ojala y hubieras seguido en contacto con el, aun cuando no lo adoptaras. Los ninos siempre nos tocan el alma sin siquiera proponerselo, es como magico.

Saludos.

¨•·.·´TATI`·.·•¨ dijo...

Ahhhhh! q tierno relato, me encanto...y me identifico con el pues fui servidora voluntaria durante un año en un hogar de niños y ancianos q se llamaba Hermanos Magdala, ahí vivian 20 niñitos de toda edad, y los sabados cuando yo iba, me esperaban en el porton a ver q les llevaba, generalmente confites y marsmelos... y gritaban desde el porton, ya viene mamá...! Mamá... q nos trajiste mamá!... a veces es cruel ver la realidad de estos inocentes niños.

SILVIA dijo...

ay heidy
tu post me llego al alma , mis mejillas estan llenas de lagrimas, no lo dudes , el momento que le hicistes pasar ese amor que le diste nunca se lo va a olvidar , como vos no te olvidaste de el
amiga tienes un corazon de ORO QUE DIOS TE LO CONSERVE Y TE BENDIGA SIEMPRE¡¡¡¡
TE DEJO UN ABRAZOTE ENORME

Carlota dijo...

Que bonito, amiga... que hermosa historia...
Un besito!!!

Miriam Jaramillo dijo...

Querida amiga. Gracias por visitarme en mi ausencia.Mi esposo se recupera de su accidente y yo vuelvo a tener animos para volver a escribir. Con especial afecto.

 kotto dijo...

que linda experiencia me emocionó...que habra sido de quellos ojitos de Diego llenos de amor

Cartas que nunca escribí dijo...

Hermoso relato con un final que hace reflexionar sobre las dádivas que recibimos en la vida.


Abrazos

Brisa de Amor dijo...

Hola Heidi!

Creo amiga que despues de tu relato diego me ha robado el corazon a mi tambien y me encantaria saber algo mas de el hoy en dia!

besos enormes!

*°·.¸¸.° Heidy °·.¸¸.°* dijo...

ANDRES: gracias sinceramente por tus palabras. Me alegra que te guste. Siempre habrá lugar para vos

GIGI: Es que con las fotos que he visto de tu hija, se roba el corazón de todos.

LENA: Yo no diría "algo de amor", por que él se merece "todo el amor".

FREDDY: Si, los niños tienen ese toque mágico que nos cambia la vida

TATI: A mi me dicen mamá y me derrito ahi mismo. Esos chicos son tan bellos y tan sedientos de amor

*°·.¸¸.° Heidy °·.¸¸.°* dijo...

SILVIA: Gracias por tus palabras. Eres un sol

CARLOTA: Muchas gracias

MIRIAM: gracias a Dios ya se está recuperando y que bueno que volviste.

KOTTO: Solo espero que esos ojitos sean felices y estén llenos de amor.

CARTAS: gracias por esas palabras

BRISA: Si pudiera volver a contactarme con el, para mi sería maravilloso. Trataré de ver como puedo hacerlo

Glarys dijo...

Saludos desde Puerto Rico. Excelente post. Sin dudarlo, son muchas las cosas que nos enseñan [email protected] [email protected] De un modo transparente y sincero nos muestran amor. Son muchos los momentos buenos y los recuerdos que se tienen cuando uno tiene a oportunidad de compartir con ellos. Eso cambia la perspectiva de uno y le da un mayor significado a la vida!

Maie dijo...

Bonita experiencia... las mias no fueron tan satisfactorias. Lamentablemente los tres orfanatos que me ha tocado visitar estaban llenos de ninos problematicos. Ninos que habiendo vivido demasiado rapido estaban ya contaminados por el abandono, la miseria humana y los vicios... fueron tres experiencias muy duras porque en vez de inocencia encontre ninos con ojos de ancianos pesados y llenos de amargura...
La pero mirada que he recibido en mi vida vino justamente de un nino de unos 5 anos... me dio tanta tristeza y miedo...
Que lindo que Diego a pesar de las circunstancias guyardaba su inocencia.