Mi recuento 2014

CAMBIO. La Real Academia Española lo define así: 
  • Dejar una cosa o situación para tomar otra. 
  • Cambiar DE nombre, lugar, destino, oficio, vestido, opinión, gusto, costumbre.
  • Convertir o mudar algo encontrar otra cosa, frecuentemente su contraria.

Si me piden que resuma en una sola palabra lo que este año ha significado en mi vida,  puedo decir sin dudarlo que es CAMBIO! Mi mamá me lo dijo antes que comenzara el año,  que este 2014 iba a ser un año de cambios.  Y vaya que ha sido cierto!  Desde el inicio empezaron a darse los cambios.

Algunos me asustaron tanto que me hicieron flaquear del miedo.  Otros me llenaron de tristeza porque no me los esperaba. Algunos cambios no fueron agradables, pero siempre esa metamorfosis tiene un propósito, uno que yo no imaginaba pero que iba a transformar mi entorno. 



Cambios que siempre quise pero imaginé imposibles y una vez que las señales comenzaron a darse, me asaltaron las dudas y la incredulidad.  Ello implicaba que debía salir de mi zona de confort y cambiar el rumbo de mi vida, pero asumí el reto y hoy puedo decir que nunca en mi vida había estado tan segura de tomar esa decisión. El tiempo me hizo ver que, como dice Rosana, a imposible le sobran las dos primeras letras!!!  

Parte de esos cambios han significado retos. Enfrentar el toro por los cuernos,  mirarlo cara a cara, ver directos a sus ojos llameantes... muchas veces quise salir corriendo,  pero sabía que tenía que enfrentar mis miedos y vencerlos. 

Y no el año de cambios no sólo tuvo que ver conmigo, si no también con aquellos que me rodean. Me produce una grata sonrisa cada uno de los cambios que mis seres queridos han tenido, por que son sueños que ellos han tenido y los pudieron cumplir. 

Cambiar implica muchas cosas, Significa que debes dejar atrás algo. Significa que debes renunciar a otras cosas. Significa que hay que empezar a trabajar duro para que los cambios sean de provecho. Aceptar los retos, y buscar la mejor forma de trabajar en ellos para terminarlos con éxito. Significa que uno debe dejar de soñar y poner manos a la obra para que deje de ser un sueño y sea una realidad,  En el camino hubo muchos sacrificios, pero hasta hoy puedo decir que ha valido la pena aceptar los cambios.

Hoy puedo decir que, superé los miedos al cambio. Acepté aquellos cambios que la vida me presentó sin yo pedirlos. Estoy lista para ponerme de pie y recibir el 2015 con una sonrisa y el corazón lleno de esperanza.

Feliz año nuevo. Salud para todos!!